Saltar al contenido
Juegos de cartas

Pocha

La pocha es un juego de cartas en el que se requiere bastante habilidad y estrategia, para ganar deberás acertar el número exacto de bazas que vas a llevarte en cada partida.

Personas icono

+2 jugadores

Tiempo duración

20-60 minutos de duración

Baraja española

Baraja española

Dificultad alta

Nivel de complejidad alto

Dado azar

Influencia del azar baja

Materiales icono

Se necesita una baraja de cartas, lápiz y papel para apuntar

✍ Preparación

Se empieza repartiendo una carta a cada jugador, en la segunda ronda dos cartas a cada jugador, en la tercera tres, y así sucesivamente hasta llegar al máximo de cartas que se puedan repartir (todos los jugadores deben tener siempre el mismo número de cartas). También es posible establecer un máximo de cartas al que llegar si no se quiere alargar mucho la partida. Cuando se hayan repartido el máximo de cartas, se jugará una ronda con ese número de cartas por cada jugador. Es decir, si hay 6 jugadores se jugarán seis rondas con 6 cartas (no se pueden repartir 7 cartas a cada jugador). Después de esto se reducirá el número de cartas a repartir en cada ronda hasta llegar a 1 carta, entonces acabará la partida. Empieza el juego el de la derecha del repartidor y continúa en sentido antihorario.

🎯 Objetivo del juego

Para sumar puntos deberás acertar el número exacto de bazas que vas a ganar con tus cartas. El ganador será el que mayor puntuación consiga cuando se terminen de jugar todas las rondas. El sistema de puntuaciones se explica más adelante.

🎮 Cómo se juega a la pocha

Cada ronda de la pocha consta de tres fases: fase de apuestas, fase de carteo y fase de la puntuación.

Apuestas en la pocha

Tras recibir tus cartas deberás elegir el número de bazas que crees que eres capaz de ganar con tus cartas. Empezará a pedir el jugador de la derecha respecto al repartidor y se continúa en sentido antihorario hasta llegar al último. Se pueden pedir entre 0 y el número máximo de cartas que se hayan repartido a cada jugador. Para pedir hay total libertad excepto si eres el último jugador. En ese caso no podrás pedir el mismo número de bazas que, sumando todas las bazas pedidas, sea el mismo que las cartas que tiene cada jugador. Es decir, si cada uno tiene 5 cartas y el primer jugador ha pedido 1 baza, el segundo 0, el tercero 3 y tú eres el último jugador en pedir no podrás pedir 1 baza (1+0+3+1=5; el mismo número de bazas que se juegan). De esta forma siempre habrá un jugador como mínimo que perderá y no consiga las bazas que ha pedido.

Carteo

Las reglas del carteo son similares a las del Tute. La jerarquía de las cartas ordenadas de mayor a menor es la siguiente: as, tres, rey, caballo, sota, siete, seis, cinco, cuatro y dos. Los jugadores echarán una carta en cada baza y la ganará el que tire la carta más alta del palo de triunfo o si no hay ninguna del palo de triunfo, la más alta del palo de salida (el mismo palo de la carta que echó el primer jugador en esa ronda). El ganador recoge las cartas, las deja junto a él y empieza a tirar. En la pocha no se roban cartas en ningún momento.

Existen muchas formas para escoger el palo del triunfo: levantar la siguiente carta después de repartir, preasignar los oros como palo de triunfo, cambiar de palo de triunfo en cada ronda (primero oros, después copas, espadas, bastos…), etc. Se deberá escoger la manera de elegir el palo de triunfo antes de comenzar la partida.

Los jugadores están obligados a seguir una serie de normas a la hora de tirar las cartas. Siempre que se pueda se deberá…

  • Montar: tirar una carta que supere a la mayor que haya del palo de salida. Si no es posible montar, se deberá…
  • Asistir: echar una carta del mismo palo que la carta de salida. Si no se puede asistir, se deberá…
  • Pisar: tirar una carta que supere a la mayor que haya del palo del triunfo. Si no se puede, se deberá…
  • Fallar: echar una carta del palo de triunfo.

Si no es posible realizar ninguna de estas acciones se escogerá una carta cualquiera para tirar (contrafallar). Si un jugador por delante ya ha fallado (echado carta del palo del triunfo), solo se está en la obligación de asistir sin tener que superar a la mayor carta de ese palo. En el caso anterior si no posees carta del palo de salida solo se está en la obligación de pisar (superar a la mayor carta del palo triunfo), en caso de no poder superarla se podrá tirar cualquier otra carta. Si un jugador no cumple con las reglas en el carteo y algún rival se da cuenta de la infracción, se restarán 50 puntos a dicho jugador.

Al acabar una ronda pasará a repartir el jugador de la derecha del que ha repartido antes y así sucesivamente hasta el final de la partida.

Puntuación

Después de cada ronda se llevará a cabo el recuento de los puntos de cada jugador. Para esto es recomendable apuntarlos en un papel. También sería recomendable apuntar el número de bazas que ha pedido cada uno para evitar que algún jugador pueda hacer trampas.

El sistema de puntuación en la pocha es el siguiente:

  • Por cada vez que consigas ganar el número exacto de bazas que has pedido se sumarán 10 puntos.
  • Cuando aciertas, se sumarán 5 puntos adicionales por cada baza que has pedido.
  • Cuando fallas, se restarán 5 puntos por cada baza de diferencia que hayas hecho respecto a las que has pedido.

 

Es más fácil entenderlo con un ejemplo:

 

Jugadores

Bazas pedidas

Bazas conseguidas

Puntuación

Juan

1

0

[fallo→(-5)x1→diferencia]=

-5 ptos.

Luis

0

0

[acertar→10+5×0→bazas pedidas]= 10 ptos.

Pedro

3

3

[acertar→10+5×3→bazas pedidas]= 25 ptos.

Carlos

2

4

[fallo→(-5)x2→diferencia]=

-10 ptos.

Este sistema de puntuación puede variar y en vez de sumar y restar 5 puntos por cada baza, se puede reducir a 1 punto y así premiar más a los que acierten las bazas sin necesidad de que haya que pedir muchas.

Con el sistema de puntuación de la pocha se reduce la influencia del azar al mínimo, ya que no importa si tienes buenas o malas cartas, sino que solo hay que saberlas jugar. Es cierto que hay algunas manos más difíciles de jugar que otras y ahí es donde entra la estrategia y la habilidad del jugador para poder ganar sus bazas.

El que consiga obtener una puntuación mayor cuando se terminen todas las rondas será el ganador de la partida.

🔀 Variantes

En la primera ronda y la última (solo se da una carta a cada jugador) se puede establecer la regla de que tienes que poner la carta en tu frente sin mirarla. De esta manera verás las cartas de tus oponentes menos la tuya. Esto se conoce como “carta de indio”. Deberás apostar basándote en las cartas de tus contrincantes o en la reacción que tienen al mirar tu carta. Después de pedir, todos echarán su carta ya que nadie puede elegir cuál tirar.

La jerarquía de las cartas puede variar, una orden alternativo sería: rey, caballo, sota, siete, seis, cinco, cuatro, tres, dos, as.

Es posible no elegir palo de triunfo y a cambio establecer una jerarquía de palos. La forma más clásica de ordenar los palos de mayor a menor sería: oros, copas, espadas y bastos. Con este orden cualquier oro gana cualquier otro palo, cualquier espada gana a cualquier basto, etc. En esta modalidad no hay ninguna obligación en el carteo, pudiendo tirar cualquier carta con total libertad.